marzo 31, 2018

Prohibido pensar. Prohibido hablar.

Leer una noticia sobre dos cantantes de un concurso televisivo que se atreven no sólo a pensar por sí mismos sino a expresarlo. Y cuando llegas a los comentarios se te cae el alma a los pies y empiezas a comprender que tenemos los políticos, ya sean de un color u otro, ganados a base del borreguismo de muchos.


Gracias a esos que cuando hablas de política miran hacia otro lado incómodos porque prefieren "no meterse en líos" mientras les siguen robando sus derechos. Gracias a esos que cuando tú te atreves a hablar te dicen que te calles. Que no opines. Que no molestes.

Tener que leer "quiero que no opinen de política porque pueden ofender a los que no pensamos como ellos" ya es un buen comienzo para entender el por qué estamos de mierda hasta el cuello.

Que se callen porque pueden molestar. Y así nos va, años con mierdas de gobierno pero  oye, silencio, que si tienen pensamiento propio mejor que se lo callen no vaya a ser que otro se moleste por escuchar ideas distintas a las suyas...

Y claro. Es que como son cantantes que se dediquen a cantar y no opinen (alguno llega a decir "que para eso les pagamos") ... Y si fueran futbolistas tampoco podrían hablar. Y si son actores menos. Y si son panaderos tampoco. Vamos, en definitiva que sean lo que sean se callen, que aquí eso de pensar por uno mismo ya resulta sospechoso, pero atreverse a decirlo en voz alta es casi insultante. Que aquí para ser muy y mucho español lo que hace falta es no pensar distinto al resto de la masa y regurgitar el ideario político de la mayoría de turno o callarse y agachar la cabeza. O eso o te dicen que si no te gusta te vayas a otro país. Porque no hay nada más patriota que mandar fuera a quien quiere que su país sea mejor. Y en vez de alegrarse de que personajes públicos se animen y animen a pensar... Shhh

Y no falta los que dicen "son unos niñatos, cuando maduren...".

¡Cuánto me recuerda a aquel que me decía teniendo yo 20 años que es que era joven y ser rebelde era lo normal pero ya se me pasaría! En su cabeza no le cabía entender que había ideas que ya tenía muy claras y no tenían que coincidir con las suyas. Y supongo que buscaría otra excusa para no aceptar que sigo defendiendo lo mismo con otros 20 años más encima.


Porque claro, ¿para qué animar a los jóvenes a pensar y a perder el miedo a debatir? Aquí no se puede salvo que seas un "pollavieja", de esos mismos que nos llevan robando décadas... Mientras, mátales las ganas de pensar, que ya lo harán cuando tengan 60 años y sea tarde para cambiar nada.

Después nos preguntamos como tenemos la mierda de situación que tenemos... Pues no tiene mucho secreto, sólo hace falta leer muchos de los comentarios.

0 comentarios:

Publicar un comentario