enero 12, 2013

Cuando al 99% no nos quedó nada...

Cuando destruyeron la educación pública
guardé silencio
porque los profesores vivían muy bien.

Cuando destruyeron la sanidad pública
guardé silencio
porque se abusaba de la sanidad "gratuita".

Cuando los jóvenes huyeron del país
guardé silencio
porque se iban buscando aventuras.

Cuando superamos los seis millones de parados
guardé silencio
porque todos eran unos vagos.

Cuando la policía apaleaba a quien levantaba la voz y las manos
guardé silencio
porque todos eran unos "perroflautas".

Cuando los desahuciados se empezaron a suicidar
guardé silencio
porque habían vivido por encima de sus posibilidades.

Cuando al 99% no nos quedó nada
guardé silencio, avergonzado...
porque yo les voté.

----------------------------------------------------------

Tanto que aprender de Martin Niemöller

0 comentarios:

Publicar un comentario