enero 11, 2011

Anonymous y FreeWikileaks... y los demás riendo



Empezaremos esta carta abierta con la pena que me ha dado leer ciertos comentarios en los últimos días por ambas partes y como siempre, echándome las manos a la cabeza porque cada vez que la unión hace que nos sintamos fuertes nos volvemos contra nosotros mismos mientras que fuera sólo tienen que sentarse a ver como nos despedazamos y disfrutar del espectáculo...

Digo esto por las últimas noticias y cruce de comunicados entre los Anonymous y FreeWikileaks, una guerra sin ningún sentido.

Hay que empezar por aclarar que intentar identificar a los Anonymous con FreeWikileaks y viceversa es un grave error, de la misma forma que intentar nombrar a alguien líder (o que alguien se autoproclame como tal) entre los Anonymous.

Los Anonymous son personas como tú, como yo, como cualquiera, que luchan y debaten por la libertad acordando acciones entre todos sin necesitar una cara visible puesto que ya se ha demostrado que precísamente a lo que más miedo tiene el poder es a no lograr identificar a alguien detrás de una forma de pensar para poder acallarle, el saber que todos pueden llegar a pensar por si mismos y reclamar sus derechos. Ya se vio en la concentración ante la Embajada británica en Madrid como los medios preguntaban por el lider de los Anonymous, el portavoz, el representante... y no eran capaces de entender cuando se les respondía que no hay. Y también ha quedado claro que no es necesario crear una figura mediática para que al final se nos escuche. Por eso mi total desprecio ante declaraciones en las que se habla de "no dar la cara" y en las que al parecer se intenta inculcar que FreeWikileaks son los únicos que se pueden adjudicar "algún mérito" por su lucha...

Esas declaraciones sin embargo si tienen una cara visible, la cara de alguien llamado Isacar Marín, que a través de su web FreeWikileaks tuvo la idea de llamar a la protesta por el boikot que estaban sufriendo tanto Wikileaks como Julian Assange, y hasta ahí todo bien ya que las concentraciones tienen su eco en todo el mundo. El problema llega cuando los medios se presentan ávidos de encontrar la figura mediática y se encuentran con este chaval que empieza a salir en televisiones, radios, prensa... y que poco a poco va olvidando algo muy importante, que sus concentraciones han contado con el apoyo y difusión de los Anonymous de todo el mundo, que los intereses de su página ha coincidido con el de muchos ciudadanos que han empapelado calles y presentado acciones en las que confluían un objetivo claro, luchar porque el poder nunca calle la verdad.

Y es ahí donde los medios de comunicación empiezan a hablar de FreeWikileaks y Anonymous como si se tratara de una misma cosa, cuando es posible que muchos de los segundos apoyen en ciertos aspectos las peticiones de los primeros sin tener que formar parte de su organización (es más, volvemos a recordar que los Anonymous no son ninguna organización). Y es ahí donde Isacar se empieza a creer un papel que le han dado y olvida que los "mediáticos" caen igual o más rápido que lo que tardan en elevarles. Justo en el momento en que Marín olvida el trabajo de cientos/miles de personas que no quieren que su cara salga en las noticias, en el instante en que obvia que mucho del material empleado en las concentraciones es aportado por Anonymous de todo el mundo, es en el momento en que comienzan a surgir las primeras discrepancias y finálmente los primeros distanciamientos de los Anonymous respecto a FreeWikileaks.

Sin embargo, esto no quiere decir que apoye por completo lo que en los últimos días ha sucedido, los ataques indiscriminados contra FreeWikileaks y sobre todo la generalización en el desprecio que han sufrido y que bajo mi punto de vista es bastante injusta. Si accedemos al Twitter de FreeWikileaks podemos encontrar a su representante en Madrid, un chaval que estuvo el otro día en la concentración en la Plaza de Callao y que se encargó de organizar y firmar los permisos de la concentración, es decir, dio la cara. Y no por ello pienso que fuera mejor o peor, pero la diferencia estriba en que cualquiera que estuviera a su lado cuando la periodista de Veo7 le pidió una entrevista pudo comprobar como se daba la vuelta y nos pedía si alguno queríamos hablar en su lugar ya que él no lo pasaba especialmente bien, y que viendo que estábamos de acuerdo en que hablara aún así pidió a la periodista que no se refiriera a él como "Representante" o "Portavoz" por lo que al final en la entrevista se terminó diciendo "me encuentro con uno de los manifestantes". Es decir, puede que en FreeWikileaks haya gente como Isacar (de la misma forma que por desgracia de vez en cuando encontramos a Anonymous que al parecer tienen incluso un carnet de militantes que les hace mejor que los demás), cuyo pasado político diréctamente me la trae al fresco porque lo que me preocupa es su presente, pero no todos son así, y los ataques indiscriminados en los que se ha llegado a llamar escoria a Isacar y FreeWikileaks me parecen un error tremendo.

Por desgracia, igual que la prensa quiere su figura mediática, también quiere la carnaza, y en los últimos días las noticias empiezan a girar de forma preocupante más en función de los desencuentros entre Isacar (que no FreeWikileaks) y los Anonymous que en torno al objetivo común por el que se apoyó inicialmente a la web. Y por si no lo recordais, intentar mantener la cabeza fría, y volver a leer las primeras líneas porque si seguimos así para ganarnos "sólo tienen que sentarse a ver como nos despedazamos y disfrutar del espectáculo..."

0 comentarios:

Publicar un comentario